Spanish English

       

BLOG

Reparación de fotografías antiguas


Hoy me han preguntado por este servicio y ¡¡por supuesto que lo hago!! Además es una cosa que me encanta, porque es rescatar recuerdos que se están perdiendo. Así durarán para siempre.





Lo primero que hago es escanear la foto en alta resolución y así la fotografía original es devuelta al dueño. No quiero que se pierda por nada del mundo.
Depende del nivel de deterioro se tarda más o menos tiempo. En cualquier caso siempre es una tarea muy laboriosa, pero que compensa cuando entregas de nuevo la mirada o la sonrisa de un ser querido al propietario. O cuando recuperan fotos de su infancia.





Las más antiguas que he reparado databan de la guerra civil y eran pequeñísimas. Aun así pude sacar lo mejor de la fotografía y recuperar las partes dañadas.
Si tenéis fotos que se están estropeando tomad medidas cuanto antes. Poneos en contacto conmigo o bien pasad por el estudio. Os daré presupuesto sin compromiso.


Los Calendarios

Y ya estamos acabando 2019. ¡Ha pasado volando! Y por eso ya tengo preparadas todas las opciones de calendarios para 2020.

Uno de mis preferidos es el calendario Nature, con peana de madera. Puede ser vertical u horizontal. Cada mes es una lámina independiente. La calidad de las imágenes es genial. Seguro que os encanta.



De sobremesa tenemos también el calendario de anillas 13x15 que cabe en cualquier sitio. Cada página con la foto personalizada.  Y también el más básico, con dos fotos.



En los calendarios de pared hay muchas opciones también. El de pared 15x40 con un diseño alargado que es precioso y ocupa poco. Doce fotos personalizadas. Pero si lo preferís más grande tenemos el 30x40.



Hay otra opción que es genial. Una lámina A3 con una foto personalizada. Ideal para ver el año entero en un solo vistazo.



Tened en cuenta que con las sesiones de fotos los calendarios son más baratos. E incluso algunos son totalmente gratis.

Y como novedad este año tenemos la sesión Premium: doce fotos temáticas para cada mes del año + una foto de portada. ¿Qué os parece?



Podéis pasar a ver muestras en el estudio. Y no dudéis en consultarme porque hay muchas opciones más.


¿Qué hacemos con las fotos de Navidad?

Y una vez que tenemos las fotos navideñas, ¿qué podemos hacer con ellas? Este año hay muchísimas novedades.
Tarjetas con preciosos diseños y fotografías. En varios tamaños y en sobre kraft. Hay más de 30 modelos para elegir, seguro que alguno encaja con lo que buscas. Bueno, alguno no, muchos.




Otra bonita opción son postales en varios tamaños. Puedes enviarlas directamente o bien meterlas en un sobre, son preciosas. Hay varios diseños y además llevan la foto que elijas. ¿Qué os parece?





No dejamos atrás las opciones más clásicas, pero mejoradas. Copias fotográficas en brillo, mate, seda y papel cotton, que tiene un acabado precioso. Diferentes tamaños para elegir. Y como siempre las fotografías estilo polaroid con o sin imán.




Si queremos hacer un regalo con estas fotos, ¿por qué no un álbum? Hay digitales, pero también clásicos para que tu mismo puedas pegar las fotografías y decorarlo a tu gusto. Puedes presentarlo en un sobre tela o en cajas de madera.

La próxima semana os hablaré de los calendarios. No os lo perdáis.

Ponte en contacto conmigo o pásate por el estudio si quieres más información.


Las sesiones de Navidad

Ya tenemos aquí las navidades. En menos de dos meses estamos celebrando Nochebuena. Y por eso arrancamos con las sesiones de Navidad ya.
Este año os ofrezco varias opciones. En este post os hablaré de las sesiones, todo lo demás os lo cuento la semana que viene.



El estudio estará decorado y para cada sesión monto un escenario distinto. Aunque tengan elementos en común todas, cada sesión tiene su toque distinto y, como siempre me gusta hacer, personal. Por eso os pido que el vestuario sea vuestro. Eso sí, podéis utilizar accesorios del estudio, claro. Disparamos varias fotos y os garantizo el mínimo de 6 o 10, según contratéis.



En días señalados, que llamo FotoClic, podéis hacer una única foto. Los iré anunciando próximamente. ¡Permaneced atentos!



Siempre se entregan en formato digital. Si queréis copias, tarjetas, felicitaciones, álbumes, calendarios, etc… tengo muchos modelos que ofreceros. No dudéis en preguntarme.



Curso de fotografía de viajes en la Casa de la Cultura de Torrelaguna


Como seguro que ya sabéis el próximo febrero realizaré un curso de fotografía de viajes en la Casa de la Cultura de Torrelaguna.



Pero aquí viene la sorpresa: tengo un concurso para vosotros. Y el premio es una matrícula gratis.
¿Qué hay que hacer? Pues es muy sencillo. A partir del 21 de octubre envíame una fotografía de uno de tus viajes a mi correo electrónico: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. Si quieres ponle título e indica la fecha y el lugar de realización.



La foto con más me gusta a 31 de octubre de 2019 a las 18.00h será la ganadora.

¡¡SUERTE A TODOS!!
 
 

Feliz cumpleaños

¿Sabes? Si organizas una fiesta de cumpleaños y te apetece tener un recuerdo para siempre puedes contar conmigo. Da igual si es una fiesta infantil o de adultos, siempre tendréis las mejores instantáneas de ese día.



Hay varias opciones, os las cuento todas para que podáis elegir. Si ninguna de estas os encaja seguro que hablando podemos buscar la solución perfecta.
Photocall: llevo fondo, iluminación y atrezzo para que los invitados pasen por ahí con su mejor sonrisa. Desde 2 horas en adelante.



Reportaje del evento: estaré con mi cámara recogiendo los mejores momentos de la fiesta. Al más puro estilo fotoperiodismo.



Sesión de fotos de cumpleaños: sesión de fotos al cumpleañero o cumpleañera con las personas que decida. Puede ser el día de la fiesta o en otro momento.



Estos tres servicios se pueden contratar individualmente o elegir las que te apetezca. ¿Y por qué no el pack completo? Ponte en contacto conmigo y en tu fiesta solo tendrás que disfrutar.


Sesiones Instagramer


Hoy quiero hablaros de la sesión Instagramer. La he titulado así porque creo que el material obtenido es perfecto para Instagram, Facebook e incluso LinkedIn. También si tenéis una página web o un blog. O para colocar como fotografías de perfil en WhatsApp.



Haremos en el estudio o en exteriores un mínimo de 6 fotografías. Y si quieres esto mismo pero en versión mini tienes la opción de 3 fotos en estudio.
Tu eliges tu vestuario y como maquillarte y peinarte. Pero si quieres que te eche una mano ¡cuenta conmigo! Además puedo ofrecerte servicios profesionales de maquillaje y peluquería. No dudes en preguntarme.



Ah, ¿sabéis? Alguna vez han usado esta sesión para conseguir seis fotografías con diferentes expresiones para books de actores y modelos, ¿por qué no?



Si os animáis a una sesión de este tipo podéis poneros en contacto conmigo, buscamos un hueco y encontraremos vuestra mejor cara. ¡Os espero!


¿Qué os ofrezco?


Mucha gente pasa por el estudio a una cosa y descubre que hago muchas más. Por eso quería aprovechar el blog esta semana para contaros un poco más sobre mi trabajo. Va desde lo más sencillo, ya lo veréis.

Al momento en el estudio os puedo hacer:

  • Fotografías de carnet instantáneas: pasa por el estudio y llévate tu foto para dni, pasaporte, visados, documentos, etc… Se entregan al momento en papel fotográfico Canon de alta calidad.
  • Fotografías de familia instantáneas: os las piden en el colegio de los niños. O quizá os apetece para un regalito de última hora. Una foto, cinco minutos.
  • Fotografías para currículos: queremos dar lo mejor de nosotros cuando buscamos un trabajo. Pasa por aquí y hazte una fotografía.
  • Revelado instantáneo de fotografías en tamaño 10x15 en papel Canon de alto brillo.

Con un poco más de tiempo me podéis encargar:

  • Revelado de fotografías: desde las más pequeñas a posters enormes. Todos los tamaños y acabados. Si quieres te puedo aconsejar para que elijas lo más adecuado para esa foto que quieres tener. Ah, y el revelado estilo polaroid brillo o mate en varios tamaños, ideales para decorar o para regalar.
  • Lienzos en bastidor de madera: un acabado perfecto para colocar en cualquier lugar de tu casa. Desde 20x20cm en adelante, seguro que encuentras el que encaja.
  • Foto regalos: tazas, cojines, botellas, delantales… hay un montón de objetos que puedes personalizar con fotos.
  • Reparación de fotografías: desde un simple arañazo hasta la recuperación de partes completamente perdidas de algunas fotografías. No dejes que tus recuerdos se pierdan para siempre.

Tengo muchos tipos de álbumes para vosotros. Pueden ser para fotografías realizadas por mi (en cuyo caso el maquetado es gratuito) o traerme vuestras fotos para que yo os diseñe el álbum:

  • Álbumes básicos: por muy poco puedes tener tus fotografías guardadas en formato físico. Muchos tamaños y acabados.
  • Álbumes Premium con una calidad impresionante. Muchas colecciones para todos los gustos y ocasiones. Además con complementos tan bonitos como una bolsa de tela o una caja de madera personalizada. Pásate a verlos.
  • Álbumes bebés: especialmente pensados para el seguimiento del embarazo y los primeros meses de vida del bebé. De momento tenemos el Baby Book, Bienvenido al Mundo y el álbum FineArt en bolsa de tela.

Realización de fotografías en eventos:

  • Ceremonias básicas: bautizos, bodas de oro o similares, fiestas de cumpleaños o fiestas familiares de cualquier índole, comuniones, confirmaciones, graduaciones. Desde eventos reducidos o fiestas más grandes. Podemos hacer de todo. Consúltame.
  • Bodas totalmente personalizadas en función de vuestras necesidades y vuestro presupuesto.

Sesiones de fotos en estudio o exteriores:

  • Embarazos: sesiones en el tercer trimestre o seguimiento del embarazo mes a mes.
  • Recién nacidos en estudio, a domicilio e incluso en el hospital.
  • Primer año mes a mes: durante los primeros doce meses de vida del bebé. Hay incluso quien amplía durante un año o dos más.
  • Dulce primer cumpleaños: deja que el bebé juegue y destroce su primer pastel de cumpleaños. ¡Divertidísimo!
  • Sesiones a niños y familias. En el estudio y en exteriores. También podéis incluir a vuestras mascotas si os apetece.
  • Sesiones en pareja pre boda, post boda o simplemente porque si. Un precioso regalo.
  • Sesiones especiales a mujeres: de esto os hablaré en otro post más adelante. Hay mucho que contar y muchas opciones.

Especial Navidades

  • Sesiones fotográficas con ambientación navideña.
  • FotoClic Navidad: ven y hazte tu foto navideña. Sin cita previa. Más información próximamente.
  • Felicitaciones: tarjetas, calendarios, etc…

Y a partir del 2020:

  • Talleres y cursos: novedad total. ¡¡Estoy deseando empezar!!


Después del viaje


En el post de la semana pasada os hablaba de las fotografías de vacaciones. Ahora que habéis conseguido tener unas imágenes increíbles, ¿qué hacemos con ellas?

Yo siempre que vuelvo de unas vacaciones, sobre todo si es a un sitio especial, hago un álbum. Luego me gusta hojearlos de vez en cuando y recordar. Pero la memoria a veces se pierde y no te acuerdas del nombre de un lugar, de algún dato curioso. Por eso hago más cosas antes de montar el álbum. Ya veréis, ya… 



La verdad es que lo mío con los viajes es un poco obsesivo. Antes de marcharnos siempre preparo una guía personalizada con sitios que visitar, lugares para comer, horarios de los transportes… además de conseguir la guía del sitio en cuestión en la tienda o biblioteca.



Cuando ya estamos en destino guardo todo: tarjetas de embarque, billetes de metro o autobús, entradas a los sitios, algún posavasos o servilleta, mapas, folletos informativos… ¿síndrome de Diógenes? Noooo, luego todos estos elementos los integro en los álbumes que maqueto.  Así aunque se me olviden cosas al final están ahí colocadas para siempre.

Por eso, si viajáis y traes montones de fotos puedo maquetarte un álbum. Avísame de que espacios quieres dejar libres para pegar todas esas cosas que has traído. O directamente pídeme que deje páginas completamente vacías. Y además con un rotulador indeleble puedes escribir todo lo que quieras. También, si te apetece, puedes diseñar tu el álbum y mandarme los pliegos ya montados. Yo te diré los tamaños de los distintos álbumes para que encajen perfectamente.



Puedes pasar por el estudio y te enseño los distintos modelos y acabados. Los hay para todos los gustos y para todos los bolsillos: cuadernos con espiral, álbumes de tapa blanda, clásicos de tapa dura o acolchada, Premium con tapas en lino o tela…

Pero además en el post anterior os comentaba que una idea muy chula para decorar las paredes de la casa son los lienzos o las fotografías enmarcadas.

En el caso de los lienzos dependiendo de la calidad de la foto podemos hacer desde 20x20cm (quedan estupendos varios juntos haciendo un mosaico) en adelante. De hecho yo tengo en el salón de casa uno que tiene 1.70m de largo. Y sé que esa foto de ese lugar es única, porque la hice yo. No iré a casa de algún amigo y me encontraré el mismo cuadro que en la mía.

Si te apetece un marco con foto mi consejo es que busques el marco y luego me encargues la foto en el tamaño que encaje en él. Desde 10x15cm en adelante. De nuevo sin límites.

Hay otros acabados. Por ejemplo el aluminio es espectacular para fotografías de ciudades. Y la madera puede ser muy especial para una fotografía de un ambiente más rústico. El metacrilato da mucho brillo y se limpia genial. Ya lo ves, mil opciones.

Ah, otra opción que se me olvidaba. Un calendario y así cada mes tendremos una foto de las vacaciones del año anterior que nos recordará que queda menos para el verano.

¿Qué os parecen estas ideas? ¿Os apetece ver ejemplos? Podéis pasar por el estudio y os enseño muestras de todo.

Ah, en el taller que tengo previsto impartir sobre fotografía de viaje incluiré un apartado sobre todo esto, claro. ¡Permaneced atentos!


Haciendo fotos en vacaciones

 
Seguro que este verano tienes algún viaje o alguna escapada prevista. Ya sea playa, montaña, ciudad… seguro que haces muchas fotos con tu móvil. Hoy quiero daros unos consejos para que consigáis unos buenos resultados.

1. Contextualiza. Busca fotos que te hagan recordar donde estás. Un cartel de una calle o de entrada de una localidad. O algo más original: un plato de tortillitas de camarones en Cádiz, una madreña en Asturias… Incluso una foto sujetando un folleto de información turística. Quizá señalando un punto en el mapa… Son fotos que luego si montáis un álbum quedan genial y te harán recordar todo mucho mejor.



2. Busca otra perspectiva. No hagas la misma foto que todo el mundo. Para eso quizá tengas que sentarte en el suelo, subirte a una piedra… O buscar una cara distinta del lugar. Por ejemplo, si estás sacando una estatua ¿por qué hacerlo de frente? Ponte al pie y sube la mirada. O rodéala, quizá detrás encuentres un detalle diferente. O en una playa, ¿por qué hacerlo a la altura de los ojos? ¡Cuerpo a tierra y saca una perspectiva a ras de agua.



3. Ojo con los contraluces. Nos ponemos delante de un sitio pintoresco y no tenemos en cuenta que el sol está detrás de nosotros. Horror, salimos en negro y no se nos ve la cara. Contrarresta con flash o colócate de manera que la luz esté en un lateral. Otras veces el contraluz es precioso en una foto. Piensa bien lo que quieres conseguir y actúa en consecuencia.



4. Busca la luz natural. Ventanas, el sol detrás de los árboles, la puesta del sol en la playa, la luna incluso. Busca los colores cálidos si es lo que pide la foto y el lugar. Pero quizá busques una luz más fría para marcar que ese día precisamente calor no hace…



5. Busca la luz artificial. Unas velas, una farola en la calle, un letrero luminoso... O puedes usar una linterna para que el efecto sea mucho más chulo que con el flash del móvil.



6. Ojo con los horizontes. Un clásico… ten cuidado al sacar ese paisaje tan bonito, que la línea del horizonte no esté inclinada. Afea mucho las fotos.


Un último consejo. Siempre hace ilusión hacerse fotos en el lugar que estemos. Hazla, claro que sí, es un recuerdo. Pero haz otra sin gente, puedes utilizarlas después para decorar tu casa. Así no tendrás la clásica lámina de Ikea y será algo único y original.



Hay muchas ideas más. Estoy pensando en hacer un curso a primeros del año que viene de fotografía de viajes con móvil. ¿Qué os parece la idea? ¡Comentádmelo, por favor!

Ah, y a la vuelta de vacaciones podéis hacer un álbum, un lienzo, sacar copias para un marco bonito… Si queréis información, consultadme.

Primer año mes a mes

El primer año de vida del bebé pasa muy rápido. Ellos cambian casi cada día. Por eso la idea del primer año mes a mes me encanta. Se trata de venir al estudio una vez al mes durante los 12 primeros meses de vida de los bebés. Hacemos tres fotos como mínimo, pero siempre “cae” alguna más.



Una de ellas es una foto con fondo blanco en la que escribimos el peso, la medida y una frase con algo nuevo que haya hecho el bebé ese mes.




La segunda foto es algo temático. Algunos me pedís una foto con abuelos, primos, tíos, hermanos… Otras veces hacemos algo característico del mes que toca. Por ejemplo San Valentín, la primavera, vacaciones, día del padre o de la madre…




Y por último, una foto más libre. Suelo hacer un retrato del bebé para que veamos el cambio poco a poco.




Cada mes os envío por mail o Whatsapp las fotos correspondientes. Y cuando terminan los doce meses os entrego un DVD con las fotos y un montaje con música y efectos para que veáis el cambio. ¡Os emocionará!


La fotografía de desnudo y fotografía Boudoir


Cuando una mujer se pone delante de mi objetivo para que refleje su cuerpo me hace sentir muy orgullosa de ella por querer hacer esto. Además me siento afortunada por elegirme para ello. Mi estilo en estos casos es sutil, elegante y cuidado muchísimo los detalles.



¿Cómo es el proceso en este tipo de sesiones? Sabemos que son sesiones muy íntimas. Por eso para mi es imprescindible que antes de la sesión nos conozcamos un poco más. Sobre todo porque quiero saber qué tipo de fotografías os apetecen. Y para que yo pueda sugeriros posturas, accesorios… Trabajamos juntas para que el día de la sesión todo vaya más fluido.



Podemos hacer la sesión donde queráis. Si decidís venir al estudio lo tendré listo con buena temperatura, el atrezzo, fondos, iluminación y los muebles del estudio. Aquí tenemos total intimidad y os sentiréis cómodas, que es lo fundamental en estas sesiones. Y si preferís en otro lugar, como vuestro domicilio, iré algún día antes para poder preparar bien la sesión. Conocer el lugar me ayuda para controlar el espacio y saber que tipo de fotografías podemos realizar.  En cualquier caso, lo importante es que os sintáis cómodas y relajadas.



Cuando comenzamos la sesión probamos las posturas con ropa primero, para que os vayáis haciendo con el espacio, vayáis cogiendo confianza y os vayáis relajando. Poco a poco vamos avanzando, pero siempre siempre siempre cuidando la elegancia y el buen gusto. Esos son los elementos claves: ELEGANCIA Y BUEN GUSTO.



Después paso a la edición de las fotografías. Retoco luces, sombras y encuadres. Y si vosotros deseáis algún cambio después podéis pedirlo. Mi objetivo es que consigáis unas fotografías que reflejen como sois y sobre todo, que os gustéis mucho.
 


¿Qué os parece esta forma de trabajar? ¿Os apetece probarlo? ¡Atreveos! 

El día de vuestra boda

Y llega el gran día. ¡¡Os casáis!! Un montón de días de preparativos, ilusión, nervios… pero ya está aquí. Y ese día lo que tenéis que hacer es DISFRUTAR. Y yo reflejaré cada momento de vuestro gran día sin que vosotros tengáis que preocuparos por nada. Voy a hablaros de como trabajo en una boda completa, desde que la pareja empieza a preparase hasta la fiesta posterior.

Me desplazo al sitio que haya elegido uno de los miembros de la pareja para prepararse, siempre llego a la hora establecida, un poco antes incluso para hacerme con el sitio. Tu decides si quieres que esté durante todo el proceso (peluquería, maquillaje…) o solo quieres que llegue al final para hacer unas fotos con las personas que están acompañándote ese día. Ambas opciones son muy bonitas y será un recuerdo para toda la vida. Procuro hacer fotos sin interferir con las tareas de la gente que está allí. Es un momento de nervios, alegría y emoción. Después, si os apetece, haremos unas fotos más “posadas” de la novia o el novio y también, si queréis, con la familia y amigos.



¿Y el otro miembro de la pareja? Pues si la distancia y el tiempo lo permiten voy yo, si no, irá un asistente, siempre profesional de la fotografía, que vivirá el momento con vosotros. De nuevo, fotos de los momentos claves y fotos un poco más posadas, que todo quede reflejado, cada emoción, cada mirada...



Y de ahí para el lugar de la ceremonia. Si es un lugar que no conozco siempre voy algún día antes de la ceremonia para conocer el espacio y saber como trabajar. Además hablo con las personas implicadas. Si es una iglesia me gusta conocer al párroco, por ejemplo. Durante la ceremonia no solo nos centramos en la pareja, los invitados siempre dan grandes momentos también. Esas lágrimas de emoción, esas sonrisas de nervios, la primera mirada de la pareja. El primer beso como recién casados…



Un momento que me ENCANTA es el momento de las felicitaciones tras la ceremonia. Besos, abrazos, emoción y alegría en estado puro.



Y, si la pareja así lo ha decido, hacemos una cuantas fotos de los dos solos en alguna ubicación bonita que esté cerca del lugar de la ceremonia. Pero recordad, si no os apetece ese día faltar ni un segundo con vuestros invitados se pueden hacer este tipo de fotos otro día en una post boda. Siempre haremos lo que consideréis mejor y lo que más os apetezca.



Durante el cóctel aprovechamos para hacer las fotos de grupo. Aún todo el mundo está bien maquillado, se aguantan los tacones y estáis todos guapísimos. ¡Sonreíd! No dudéis en pedirme todas las fotos que queráis en este momento, para eso estoy allí con vosotros.



Durante la comida o cena solo haremos fotos si hay un momento clave: la entrada de la pareja en la sala, un discurso de algún amigo o familiar, una entrega de regalos, si habéis decidido cortar la tarta… Por eso hablo con vosotros antes y con algún invitado de “contacto” que sepa si hay sorpresas para la pareja que ellos desconocen.
Finalmente durante la fiesta estaremos atentos a todo. Si la pareja hace un baile de apertura ahí estaremos. Las fotos de esta última parte de la celebración son muy espontáneas y divertidas, os encantarán.



¿Qué os parece esta forma de trabajar? Si tenéis dudas o queréis más información acerca de como trabajo en una boda podéis poneros en contacto conmigo. Estaré encantada de atenderos y de escuchar todo lo que tengáis que proponerme o sugerirme.


Preparando vuestra boda


Cuando ya tenemos claro que trabajaremos juntos el día de vuestra boda hay mucho que hacer antes del gran día. Pero no os preocupéis, yo no os robaré mucho tiempo, la tarea es principalmente mía.



Lo primero que hago siempre es conoceros un poco más. Por eso me gusta quedar en persona al menos una vez. Charlamos tranquilamente sobre vuestros gustos y sobre el estilo de fotografía que más os gusta. Además os enseño mis trabajos anteriores para saber como encajar vuestro objetivo con mi estilo y así conseguir que las fotografías de vuestra boda sean únicas y totalmente vuestras.

En esta primera toma de contacto no cerramos ningún detalle, solo la fecha y el lugar de la ceremonia y de la celebración, a veces también queda claro el sitio donde se vestirán los miembros de la pareja, pero si no es así no pasa nada, hay tiempo. Yo me quedo con la conversación, que me deja muchas cosas sobre vosotros que luego trataré de reflejar en las fotografías. Así que contadme todo lo que os apetezca. Desde como os conocisteis hasta las aficiones que compartís.

Cuando queda menos para el evento hacemos la pre boda si así lo habéis querido. De nuevo importante para conocernos y que sepáis como trabajo. Y para mí una experiencia que me aporta mucha información sobre vosotros como pareja. 



Y cuando se acerca el gran día, como un mes antes, os paso un cuestionario más concreto en el que ya reflejamos detalles como:

  • Número de invitados
  • Horario y lugar concreto de las distintas partes de la boda
  • Datos de contacto de esos lugares
  • Padrinos, madrinas, damas de honor, personas importantes para vosotros…
  • Aquella foto que no puede faltar
  • Momentos o sorpresas que tengáis planeadas para los invitados…

Ah, y os pediré un par de personas de contacto para que me cuenten si tienen ellos alguna sorpresa para vosotros. Además son un poco mis personas “comodín” el día de la boda para que así no tenga que importunaros a vosotros más de lo estrictamente necesario.

Bueno, no quiero olvidarme de las cuestiones legales. Por supuesto firmamos un contrato concretando fecha, lugar, condiciones, paquetes contratados, número de fotógrafos, si hay preboda, postboda, precio final, formas de pago, derechos de imagen… y todo lo que consideremos oportuno vosotros y yo. Este documento nos dará tranquilidad a todos y es una manera de asegurarnos de que las cosas van a ir perfectamente ese día.

Si queréis más información sobre cualquiera de los temas que he tratado aquí podéis poneros en contacto conmigo. ¡Estaré encantada de atenderos!


Las prebodas

Os voy a hablar un poco sobre mis sesiones preboda. Primero, ¿Qué es esto? Son fotografías que se realizan un tiempo antes de la boda. Vestidos “de calle”, es decir, como a vosotros os apetezca.



¿Cuándo se realizan? A mí me gusta quedar cuando faltan un par de meses para la boda. Antes es muy pronto y más cerca del día de la boda es ya mucha presión. Estaréis muy ocupados y entrando en la fase de más nervios, así que es mejor hacerlas antes.



¿Dónde se realizan? A mí me gusta preguntar a las parejas por sitios que sean especiales para ellos. Un parque, unas calles de una ciudad, una zona de campo que os guste… Y si no se os ocurre ningún lugar no pasa nada, os recomendaré sitios que puedan encajar con vuestra personalidad. E incluso en el estudio, que salen resultados maravillosos.



¿Cómo se realizan? Pues es muy fácil, quedamos en ese lugar y yo os dejaré fluir. Os iré asesorando un poco en posiciones, lugares concretos… pero sobre todo trataré de que os dejéis llevar para poder capturar una mirada, un beso, un roce de manos… Ese día estáis tranquilos y ya veréis, lo vais a disfrutar muchísimo.



Y, ¿para qué sirven? Pues a vosotros como un recuerdo para siempre. Además podréis usar estas fotografías para invitaciones, para decorar vuestra boda, para emplearlas en regalos a invitados… Y a mí me sirven muchísimo para conoceros un poco más y crear una conexión que hará que las cosas el día de la boda vayan más fluidas.
¿Qué os parece? ¿Queréis vivir este momento? Pues poneos en contacto conmigo, encontraremos vuestro momento y vuestro lugar.

Smash Cake – Destroza el pastel

 
Una tendencia muy de moda. Las modas en fotografía me dan un poco igual, pero en este caso es que es un tipo de sesión que me encanta.

Cuando vuestros pequeños de la casa cumplen su primer año es muy divertido recordarlo con una sesión Smash Cake o Destroza el pastel. Colocamos un escenario cumpleañero. Incluso si os apetece con alguna temática concreta. Yo tengo muchas cosas en el estudio, pero podéis traer las vuestras también, como prefiráis. Me gusta colocar a los pequeños con un pañal y poco más, algún accesorio o una corona de cumpleaños, por ejemplo. Así se pringará por todos lados y las fotos son más divertidas.

 
Después hacemos unas cuantas fotos sin pastel, del bebé solo, con los padres, hermanos… como queráis. Es la parte de la sesión más normal, más al uso.



Y entonces sacamos la tarta. Si lo deseáis podéis traerla vosotros y si no os queréis complicar yo la tendré lista cuando llegáis. Son siempre tartas con ingredientes cuidados. Además os preguntaré siempre por alergias e intolerancias. Una base de bizcocho jugosito y luego muchísima nata con muy poco azúcar, que es un bebé el que se la va a comer. La nata puede ser del color que nos apetezca, pero siempre elijo colores llamativos porque dan más juego en las fotos.



A veces los niños no quieren mancharse, o no dan el paso de probar la tarta. Ahí los padres colaboran un poquito y empieza lo divertido. En cuanto la prueban y se manchan un poco les parece súper gracioso y se vienen arriba.



Y para terminar, un bañito en el estudio para irse limpios a casa. ¿No es un plan perfecto?



Si queréis más información poneos en contacto conmigo, buscamos un hueco y decidimos todos los detalles. ¡¡Un cumpleaños inolvidable!!
 

El proyecto Mujeres

Un día de enero 2017 estaba haciendo unas fotos a una de mis personas favoritas del mundo y se me ocurrió que sería bonito retratar a las mujeres de una forma natural, que reflejara lo que son ellas. Y de esa manera tan casual surgió el proyecto.

Puse unos carteles en mis redes sociales y en la puerta del estudio. Creo que también en algunos comercios del pueblo y las chicas empezaron a venir. En un par de días ni sé las fotos que hice. Y quería que las vieseis. Por eso se me ocurrió preguntar en la Casa de la Cultura de Torrelaguna. El equipo se interesó en el proyecto y decidimos exponer en el mes de marzo de ese 2017. Hice una exposición muy sencilla, simplemente cartón pluma y fotos en 21x15. Tuve muy mala suerte y por un problemilla leve de salud estuve hospitalizada y no pude montar nada. Pero como tengo una familia y unos amigos que valen muchísimo se volcaron y dejaron todo perfecto para el día que se inauguraba. Siempre os estaré agradecida. ¡Os quiero mucho!



Después seguí con el proyecto y colaboramos en 2018 con Robregordo en Acción. Las mujeres posaron para mi y el día del festival las fotos estaban en la plaza de Robregordo. ¡Fue un día genial!



Siempre que tengo ocasión fotografío a las mujeres que pasan por el estudio. Y creo montajes con ellas. Podéis verlos en mi página de Facebook. Aquí es donde Tomás también colabora conmigo, poniendo su música y su voz y todo su talento en ellos. Muchas gracias, te quiero muchísimo. Eres un artista increíble, pero sobre todo eres un compañero de vida maravilloso.



Durante marzo y abril de 2019 la exposición estuvo en Patones de Arriba. Ahí ya mejoramos, pasamos a lienzos, marcos y fotografías más grandes. ¡La cosa va evolucionando! Además estuve haciendo fotos a las estupendas mujeres de Patones, lo pasamos muy bien.



Ahora, a partir del 20 de mayo podréis visitar la exposición en la Posada del Camino Real, en Torrelaguna.

Para acabar os dejo un texto que siempre acompaña a la exposición. Es lo que me inspira a seguir con este proyecto, que espero que no deje de crecer nunca.
 
Mi nombre es Cristina y quiero invitaros a la exposición “Mujeres”. Es un proyecto que no para de crecer y que nació casi por casualidad.
En la muestra veréis algunas de las fotografías, pero hay muchas más. Y seguirá creciendo siempre que alguna mujer, de cualquier edad, decida ponerse delante de mi objetivo.
Con esta serie de retratos busco sacar la esencia de cada una. Unas veces es una sonrisa, otras veces un gesto, otras veces una mirada… Porque todas somos distintas, especiales, maravillosas. Aunque a veces nos cueste verlo.

Por último quiero dar a todas las gracias por participar y por haber sacado un hueco.
Además ya sé que muchas no habéis podido hacerlo porque entiendo que a veces es difícil encontrar un ratito.

Estamos con horarios imposibles de trabajo.

Estudiando más duro para que el puesto no sea para un hombre porque tú te puedes quedar embarazada.


Tragando saliva cuando te hacen preguntas personales en una entrevista de trabajo.


Tratando de conciliar.


Cuidando a vuestras familias.


Atendiendo a los dependientes.


Educando a vuestros hijos e hijas en la igualdad.


Mirando a todos lados porque te apetecía ponerte escote y tienes miedo a que alguien interprete que quieres sexo.


Escapando de hombres que maltratan.


Arreglándote más porque si eres mujer tu aspecto es fundamental.


Luchando por sacar la cabeza en este mundo de hombres, porque en 2019 aún sigue siéndolo.


Juntas somos más fuertes, juntas podemos cambiar las cosas.

Os espero en la exposición y, si deseáis participar en el proyecto, seréis bienvenidas.

Cristina Pereda Morena

Marzo de 2019

Orlas

Ya queda menos para que los niños del colegio y los chavales del instituto se gradúen. Ellos lo viven con mucha emoción. Y los padres y profesores mucho más.

Desde hace varios años hago las fotografías y los diseños de las orlas de varios colegios. Es algo que me encanta porque el rato que paso con los chicos y chicas en el colegio haciéndoles sus fotos siempre es muy divertido.

Me gusta hacer las fotos con mucho tiempo. Si el colegio o el AMPA ha cerrado conmigo pronto el tema en el mes de marzo voy una mañana al colegio y hago las fotos de los niños y los profesores.
Pero si alguno ese día no puede estar por cualquier motivo pueden venir después al estudio a hacerse su foto. No tardamos nada, así que no os preocupéis si vuestro hijo o hija se ha despertado con fiebre ese día. ¡Tenemos tiempo para hacer la foto otro día!
Una vez realizadas las fotos diseño la orla. Completamente personalizada para cada centro escolar. A veces incluso el mismo centro quiere orlas distintas cada año. Por ejemplo, si los alumnos de infantil han hecho un proyecto de dragones, princesas y castillos podemos hacer una orla temática y colocar a los pequeños dentro de un castillo. En el colegio de Torrelaguna me gusta poner el marco de la orla con círculos de colores, como está pintada la valla del centro escolar, es un detalle distintivo del CEIP Cardenal Cisneros. Pero si vuestro estilo es más clásico, no hay problema, tenemos diseños muy elegantes y atemporales.

Ofrezco también el servicio de montaje de fotografías con música para proyectar el día de la ceremonia de graduación. Recopilo fotos que me aporta el colegio, el AMPA y los padres y las monto para que ese día veáis como han cambiado durante los años que han pasado en el colegio o en el instituto.

Otras veces me contratan también para realizar las fotografías el día de la graduación. ¡Qué momento tan emocionante! Salen unas fotos muy bonitas y, desde luego, son un recuerdo para toda la vida.

En este artículo del blog no incluyo fotos, pero si queréis más información y ver ejemplos ya sabéis, poneos en contacto conmigo. Los que habéis hecho orlas ya conmigo sabéis que hay una sorpresita extra que no pienso desvelar aquí. A todo el mundo le encanta. ¿Tenéis curiosidad?

Las sesiones de recién nacido.

 
Llega el bebé y es un momento irrepetible. De hecho pasa volando. Y en un mes ya ha cambiado muchísimo. Para que ese momento quede reflejado para siempre están las sesiones de recién nacido.

Recomiendo hacerlas en los primeros 10 – 15 días de vida del bebé, porque enseguida cambian y ese recién nacido es un bebé más grande y regordete sin que casi nos demos cuenta.



Podemos hacer una sesión en casa. Buscaremos la luz natural y además llevo mi iluminación. Aquí podemos hacer lo que llamamos fotos de rutina. Es decir, fotos naturales, del día a día del bebé. Mientras come, en un cambio de ropa, en la hora del baño, mientras le dormís. Podéis intervenir los padres, pero también otros miembros de la familia.



Las sesiones en estudio me encantan también. Aquí buscamos fotografías un poco más pensadas, pero nunca jamás con poses forzadas o poco naturales para el bebé. Si el bebé es dormilón, saldrá dormido. Pero si vuestro pequeño es más despierto nos enseñará sus ojitos. Algunos les gusta estar sin ropa, otros no soportan que los desvistamos. A veces solo quieren brazos de papá y mamá, así que haremos fotografías en esa situación. Y si se enfada, haremos alguna foto mostrando su “genio”. Al final es parte de su pequeña personalidad.



En el estudio tengo complementos para estas sesiones pero me encanta que utilicéis vuestras cosas: ropa, juguetes, mantas, muselinas… porque son más personales y a mi me gusta que las fotos sean únicas. Incluso un toque genial es utilizar algo relacionado con los padres. ¿Por qué no usar una guitarra, vuestros cascos de moto, un libro importante para vosotros, las flores que os representan, ese recuerdo de aquel viaje inolvidable…? Como veis, siempre busco hacer las fotos únicas y personales. Que sean no solo una imagen de este momento tan importante, sino que también sean un reflejo de lo que sois.



Ah, y no quiero olvidarme de los hermanos. Me encanta que aparezcan en las fotos de recién nacido. Y a ellos les encanta participar en la sesión tanto posando como “echándome” una mano.



No me gusta estar más de una hora con estas sesiones. Entiendo que los padres estáis cansados estos días, estáis ubicándoos en la nueva situación y no apetece tener mucho jaleo. Por eso llevo todo muy preparado, para que sea una experiencia fluida y cómoda para vosotros y para el bebé.
Ya sabéis, si acabáis de ser padres o lo vais a ser pronto podéis poneros en contacto conmigo y hablamos. Seguro que hacemos la sesión perfecta para vosotros.

Bueno, ¿y por qué no regalarle estas sesiones a los futuros padres? Será un recuerdo inolvidable.

Si queréis saber más podéis poneros en contacto conmigo.

Como trabajo. Terminando las fotografías.

Y ya está, hemos hecho la sesión. Vosotros ya solo tenéis que esperar para recibir las fotografías.
Pero mi trabajo no termina aquí. Cuando llego al estudio descargo las fotografías. Hay fotógrafos que prefieren dejar unos días antes de empezar a trabajar con ellas. Pero yo prefiero hacerlo cuanto antes porque vengo cargada de las emociones y sensaciones del día de la sesión. A mí eso me influye mucho en mi trabajo, porque como siempre os digo, lo importante es reflejar lo que sois y eso me lo habéis transmitido durante la sesión.

El siguiente paso es elegir las fotografías. Hemos hecho muchas pero siempre descarto las que no han quedado perfectamente iluminadas, algún gesto poco favorecedor, ojos cerrados, un desenfoque que no buscaba…


Y ahora empieza la segunda parte de la magia: edición. Mis fotografías no llevan lo que a veces se conoce como “retoque” a menos que el cliente lo pida. No modifico los rostros, solo trabajo encuadres, luces y sombras. Paso algunas a blanco y negro o algún virado de color… Soy perfeccionista y esta parte la cuido mucho, pero evito modificar en exceso salvo en trabajos muy determinados.

 
Y una vez que tengo las fotos terminadas preparo un montaje con música y efectos de las fotografías que también es para vosotros. Por ahí lo llaman “slideshow”.
¡Listo! Os entrego las fotografías en alta calidad, ideales para imprimir y hacer álbumes. Pero también en baja resolución para que podáis compartirlas en redes sociales, enviar por Whatsapp, colocarlas como fotografía de perfil… Y, como he dicho antes, el montaje con música y efectos.


 

Pues ya conocéis todo el proceso. Si os apetece vivirlo, ya sabéis como encontrarme. ¡Os espero!


Como trabajo. En la sesión.

 
Todo el trabajo previo hace que en la sesión solo haya que disfrutar. Tanto si la sesión es en exteriores como si es en el estudio mi objetivo es el mismo: conseguir que estéis cómodos y relajados para que las fotos salgan estupendas.

Si son niños los protagonistas me gusta dejar un rato para que se hagan con el sitio y cojan un poco de confianza conmigo. En un ratito esta fase está superada y empezamos a trabajar. Para ellos es un juego y se divierten muchísimo. No les pido nada, solo que se muevan, jueguen, disfruten. Yo buscaré el momento preciso en el que hacer “clic” con mi cámara.



En el caso de adultos, me encuentro con gente que se coloca delante del objetivo y se deja llevar, disfruta haciéndolo y todo fluye rápidamente. Pero en la mayoría de los casos no sabéis que hacer ante la cámara. Por eso es tan importante el trabajo anterior de planificación. Os iré aconsejando y así, poco a poco, conseguiréis estar relajados delante de la cámara. Casi os olvidaréis de ella.



Tanto con adultos como con niños procuro que sean fotos muy naturales, no fuerzo posturas ni poses salvo en ocasiones muy específicas, por ejemplo en los desnudos artísticos que si requieren una colocación precisa.



Detrás de la cámara veo todo, así que cualquier detalle que aprecie y que vea que va a ayudar a la sesión os lo comunicaré. Por ejemplo, un gesto vuestro, un rayo de luz que llega por un sitio concreto, una sombra que os favorece…

Se pasará el tiempo volando y estoy segura de que será una experiencia que no olvidaréis y que querréis repetir.



¿Os gusta la idea? ¿Queréis probar?

Como trabajo. Preparando las sesiones.

 
Muchas veces antes de contratar unas fotos me preguntáis como va a ser la cosa porque la mayoría de personas nunca se ha hecho una sesión de fotos. Bueno, no pasa nada, solo tenéis que confiar en mí y disfrutar. Pero creo que si os cuento un poco como trabajo vendréis más relajados y lo pasaréis mejor.

Normalmente cuando me llamáis para hacer una sesión de cualquier tipo (individual, en familia, niños, parejas…) trato de que me deis información sobre vosotros. Me gusta saber más. Aficiones, gustos, qué buscáis en la sesión, el estilo que queréis reflejar... Toda esa información me sirve para el trabajo previo: planificar la sesión. Si tenéis dudas no pasa nada, yo os asesoraré en todo lo que necesitéis.

Si queréis una sesión en exteriores busco el lugar más adecuado para ella. Siempre me gusta preguntaros si tenéis alguna preferencia al respecto. Mucha gente tiene un parque, un rincón o un pueblo que es especial para ellos. Si hay posibilidad,  haremos la sesión ahí. Si no, soy yo la que os propongo varios lugares para que podáis elegir. Si la sesión es en estudio hay que pensar en los fondos y el atrezzo.
 
 
La hora de las fotos también influirá si trabajamos en exteriores. Evitaremos las horas centrales del día porque la luz es más dura. La luz más bonita siempre es antes del atardecer o justo después del amanecer. Y los días nublados, aunque parezca que no, son geniales. Las nubes actúan como filtro de la luz solar y se consiguen unos resultados preciosos y naturales. Incluso hacemos sesiones nocturnas. En pareja por ejemplo son mágicas. ¿Y si llueve? Pues buscaremos otro día o nos vamos a trabajar al estudio. ¡Siempre hay una solución!

Una vez que tengo el lugar empiezo a planificar las fotos para que el día de la sesión sea más fluida. Apunto en mi libreta, guardo imágenes, hago bocetos… e incluso os envío alguna para que veáis la idea que tengo.  Y si vosotros habéis visto alguna foto que os guste solo tenéis que enviármela para añadirla a la planificación de la sesión.



A la vez que voy haciendo todo lo anterior anoto ideas de vestuario y de complementos. En el estudio tengo elementos, pero siempre me gusta que llevéis vuestras cosas porque al final lo que yo busco en una sesión es reflejar vuestra personalidad y que cada fotografía sea distinta porque cada persona es distinta. De nuevo la comunicación es importante y os pregunto qué estilo queréis de vestuario. En caso de duda, siempre colores neutros que combinan con todo. Como dice una amiga: “El negro y el blanco no se pegan con nadie”.

Todo el trabajo anterior lo recopilo en un documento que manejaré el día de la sesión para que todo vaya sobre ruedas.
Y el día antes de la sesión compruebo que el equipo está listo, las baterías cargadas, la iluminación preparada, el atrezzo organizado, el estudio ordenado... Finalmente confirmo la hora y lugar con vosotros.

¿Qué os parece? ¿Os imaginabais que se trabaja así antes de una sesión de fotos? En el siguiente artículo del blog os hablaré del trabajo durante la sesión. Ahí sois la pieza fundamental, claro, pero el trabajo es cosa mía, vosotros solo tendréis que disfrutar.

Preparando la comunión

Ya va quedando poco para el día de la comunión. Mil cosas que preparar. Una de ellas, por supuesto, las fotos. Y entran las dudas. ¿Las hago antes? ¿Las hago después? ¿Quiero recordatorios con foto? ¿Hago un álbum?

No te preocupes, para ti probablemente sea la primera comunión que organizas. No te preocupes, llevo años de experiencia en estos eventos y puedo echarte una mano.

Si has decidido hacer la sesión después de la comunión no hay problema. Pasaremos un buen rato en el estudio o en exteriores cuando ya haya pasado el gran día. Así, si os apetece, podemos aprovechar y hacer unas fotos divertidas siguiendo la moda “Trash your dress”, es decir, “Destroza tu vestido” y usar agua, pintura, pasteles o polvo de colores.



En el caso de que hayas decidido que quieres recordatorios con foto también hay opciones. Muy bien, podemos hacer una sesión completa en exteriores o en estudio y elegir algunas de las fotos para el recordatorio. Tendremos cuidado en todo momento para que la ropa siga impecable para el gran día.



Uy, estoy viendo tu cara que dice: “Mi hijo o mi hija es un terremoto. Seguro que se mancha el traje o el vestido durante la sesión”. Pues no pasa nada, hay solución. Hacemos una foto en estudio para el recordatorio y luego la sesión completa después del gran día. Quizá ahora estés pensando: “No, no, ni a eso me arriesgo, hasta en el estudio puede liarla”. Vale, hacemos un retrato del niño o de la niña con alguna camisa o camiseta de un color neutro y la utilizamos para el recordatorio. Y ya haremos la sesión después. Esta última opción también es muy útil si te llega el vestido o el traje en fechas muy muy cercanas a la comunión y vamos a ir pillados de tiempo.



Ya sabes, tú no te preocupes por nada de lo relacionado con las fotografías del gran día. Para eso estoy yo, para darte soluciones y que tengas un recuerdo para siempre de esos momentos tan especiales para la familia.

Ponte en contacto conmigo y buscamos la opción más adecuada para vosotros. Así solo tendréis que disfrutar.

Por cierto, no os olvidéis de sonreír hoy.

Cristina